La más pícara sonrisa

Por afuera,
La más pícara sonrisa.
Por adentro,
La tormenta imprecisa.

Ciega al centro,
Recinto de ignotos poderes,
Pues no entiendes
Lo que quieres ni quien eres.

Sexo enciendes
Como anzuelo descarnado,
Desesperadamente…
Sin haber ninguno amado.

Por tu mente
Filas de cuerpos y noches,
Despertar,
Desgarrada por reproches.

Renunciar
La resaca y sensaciones…
Más allá de la piel,
Sueños quebrados y oraciones.

¿Será él?
Ese que sonríes, esperanzada.
¿Y si te entregas,
Despertarás sola en tu almohada?

Y aun te niegas
A pagar el justo valor...
Que ni belleza
Ni placer compran amor.

Julian E. Ortiz 

Imagen de Google images

Comentarios

Entradas populares de este blog

MASTERS. El Pabellón de Barcelona de Mies Van der Rohe

MASTERS. La Villa Savoye de Le Corbusier

Archipiélago de Los Roques en Venezuela